h1

CAMINANDO A CASA

junio 13, 2007

caminando a casa Rodrigo

Muchas veces contaban, así de la nada, entre esas reuniones de amigos:

– me pase dos paraderos.

– Me quede dormido.

– Me pase hasta el último.

De esas ocurrencias, la decían de muchas formas, pero siempre tenían la solución a ello. Quien iba imaginar ahora que me ocurriría mi, que si antes me burlaba y entre esas carcajadas… a ellos hacíamos pasarle un mal momento, y es que en verdad me quede dormido, no se donde, no se por que, solo recuerdo haber tomado el carro.
Recuerdo, haberme sentado al fondo, en uno de los asientos finales, al costado de una señora de sonrisa acogedora y voz chistosa, de esas voces que se escucha cuando uno está con gripe. También recuerdo que el carro, tomo su habitual ruta: vía expresa Grau, y creo, antes de llegar a Abancay, mis ojos y mi yo entero formábamos parte, de uno mas de los pasajeros que apoyan la cabeza a al ventana, para evitar la caída cuando se duerme.

Desperté tan confundido al grito del cobrador, que le decía al conductor:

– Bajan paradero.

Y es que maldita sea, ese puente es tan parecido, al otro donde suelo bajar yo, es que será talvez, de esos que se construyeron entre los últimos, el mismo diseño, el mismo el color, creo que hasta la pinta que hicieron los pandilleros es la misma.

Solo se que empujado por esa confusión, con las ansias de no pasarme y no querer caminar más de lo debido, entre empujones me quise bajar del carro, pero siempre esta el cobrador:

– Pasaje señor.

Como clásico peruano, de no de esos que se quieren pasar de vivos, le respondí yo:

– Ya te pague.

Y es que en verdad recordaba a verle pagado, pero bueno ante su exigencia metí la mano al bolsillo, saque dos monedas una de a sol y la otra de veinte céntimos. Me baje descontento, para darme con la sorpresa que estaba en el kilómetro cuatro de la panamericana sur, me faltaban trece kilómetros por recorrer.

Pero mi odisea no termina ahí, saliendo de mí confusión quise comprarme algo que me refrescara, al abrir mi billetera, el chasco fue mayor, cuando salí de estudiar yo tenia treinta soles, ahora no tenia nada, me habían robado y yo ni cuenta me había dado, solo tenia, mi DNI, y mis dos tarjetas, pero como en esta panamericana no hay ni un solo banco, las tarjetas no me servían para nada. Maldecí mi mala suerte, mire hacia el sur y me dije: son trece kilómetros, en casa no hay nadie, recordé las historias de mis amigos y sin querer ya estaba caminado.

Ahora entiendo por que la gente pide pista para sus calles, no es para dejar de empolvar sus zapatos, si no para caminar ligero, y es que vaya que sufrí yo, fui contando los puentes: uno, dos… once fueron los peatonales, que entre ellos se miraba tan corta la distancia y tan lejos a casa.

Ahora aprendí varias cosas, en mi forzada caminata a casa y entre una de ellas no quedarme dormido para no pasarme y no ser robado, reafirme lo que mi padre me enseño, no botar basura al piso o a la calle, por que la verdad, pase por lugares de basura, y fétidos olores.

Ahora también tengo para mis amigos, cuando nos reunamos, mi anécdota, seguro que se burlaran, sentiré lo que los otros sintieron en su momento, pero hay algo que es seguro: reiré con ellos, pero sobre todo ya se que es caminar a casa sin ninguna moneda en el bolsillo.

—–Fin—–

José Rodrigo Coaguila Quico.

®Serug

Anuncios

2 comentarios

  1. jejeje a mi tb me paso lo mismo jaja solo q yo tome taxi:D:P


  2. jojojojo…. bueno me diste una buen idea te pasare una de mis historias si que son muy buenas,,, bueno pues,, siempre guarda algo de sencillo en un lugar secreto asi siempre tendras para el pasaje de regreso,,, me divierte lo que escribiste,,,, jeje… 😉



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: